La Antigua-CB Tormes renace de sus cenizas ante el Ávila

EL DIGITAL DE SALAMANCA | 19-01-2019

Quesería La Antigua-CB Tormes sumó la quinta victoria en Liga por fin dando una imagen compacta de grupo que hacía jornadas no se veía en Würzburg. Sea por lo que sea, este equipo tiene una pinta distinta al de los primeros meses de competición. Más ordenado, con las ideas más claras, usando con inteligencia su fuerza en la pintura y, claro, con la calidad que aporta Casey Jones en tiros de 4 metros donde se mostró casi infalible.
De hecho, al ‘tres’ americano logró abrir el marcador con el primer tiro de la primera jugada y dar una asistencia a Osas en la segunda, dando buenas muestras de lo templados que tiene los nervios. 
Comenzó La Antigua jugando con inteligencia de fuera adentro, con balones a Osas, que se movía como pez en el agua. Trabajaba bien en ataque el equipo charro, pero le faltaba consistencia atrás para parar el tiro exterior de los abulenses, que castigaban desde ahí en estos primeros minutos. 
La salida de Miska por Sikiras, sin embargo, ayudó a La Antigua y de salida sumó 6 puntos consecutivos que pusieron al equipo por delante 19-14, por primera vez desde el 2-0 inicial. Lo peor para el equipo de Zubillaga al finalizar el cuarto era el resultado (23-23) visto lo visto sobre la cancha.
En el segundo parcial, aprovechaba La Antigua el hecho de que Ávila se cerrara sobre Casey, para que éste la sacara y desde fuera hubiera opciones de tiros francos (39-35). Faltaba, sin embargo, rebote ofensivo, donde más costó igualar a Ávila en estos 20 primeros minutos (4-10 era la diferencia al descanso).
El tercer cuarto fue el más gris para los intereses locales, si bien gracias al acierto de Víctor Moreno desde el perímetro permitía a los charros seguir mandando en el luminoso de Würzburg (62-61) con 10 minutos por jugar.
El último cuarto vino a ser la puntilla para Ávila, con los salmantinos mucho más frescos que su rival, un Anrijs Miska crecido, que se aprovechó igual que Moreno en el tercer parcial de los espacios que se generaban cuando la defensa abulense se cerraba sobre Jones. En definitiva, una victoria coral que refuerza al grupo y que sirve como la mejor bienvenida para los tres refuerzos invernales de La Antigua.

IDC

Comentarios